Adolescentes caminando

[:es]El papel de la amistad en la adolescencia[:]

[:es]Para nadie es un secreto que la adolescencia es ese punto en el que los padres pierden, naturalmente, parte del vínculo con sus hijos y esto representa un temor.

Es un hecho que ningún padre quiere que su hijo se enfrente a las adversidades comunes de la vida, pero parte de asumir la vida con libertad es asumir la responsabilidad de tomar decisiones propias, enfrentarse a cometer errores, tener tropiezos.

Esta etapa es crucial porque representa una transición de la imagen de padre o madre ideal, desde el rol hijo-niño que pide o demanda, pasando a la imagen real, desarrollándose así un nuevo tipo de relación, del rol hijo-adulto, que comprende y conoce a un padre o madre humano, con errores e imperfecciones.

Preguntas frecuentes

¿Por qué prefieren a los de su misma edad?

Porque se sienten identificados, comparten las mismas experiencias y se entienden fácilmente, son de los pocos con los que empatizan y se sienten realmente escuchados. 

Sus entornos siempre han sido “controlados” por adultos, es por ello que es vital darles la oportunidad de representar un papel participativo, escucharlos y no hablar por ellos. Te has puesto a pensar si, ¿realmente escuchamos a los jóvenes en casa? ¿Les preguntamos sobre lo que opinan, quieren o sienten? ¿Cuántas veces aceptamos realmente sus ideas, comentarios o sugerencias?

¿Por qué les importa tanto pertenecer y la aprobación?

La otra clave está en su cerebro, cada que sienten que tienen “éxito” en sus relaciones sociales su cerebro produce oxitocina, dicha hormona genera la sensación de  bienestar, confianza y disminuyen las inseguridades. ¡Justo lo que el adolescente en construcción necesita! Todo lo que representa esa aceptación social activa este funcionamiento en su cerebro.

Esta búsqueda constante de aprobación tiene otro lado: una alta sensibilidad al rechazo. Sentir un desplazamiento, despierta zonas del cerebro asociadas a la amenaza de salud física o falta de alimentos. A nivel cerebral, se percibe como una amenaza real a su propia existencia. Es fundamental que, como adultos, entendamos esto para no menospreciar lo que sienten los adolescentes.

 

También podría interesarte: ¿Qué factores influyen en el aprendizaje de los niños?

Guía para adultos

No hay magia alguna en esto, simplemente se trata de darnos el tiempo de conocer a nuestro joven en casa, pero conocer su dinámica realmente. Se trata de ser menos invasivo y más comprensivo, representar un apoyo y no un ahogo, hacerle saber que si lo necesitan pueden recurrir al adulto sin sentir que van a ser reducidos a su condición de adolescentes de forma despectiva.

Seamos conscientes de que es de esperar la revelación de nuestros jóvenes, pero que no es necesariamente negativo, de hecho es parte del proceso, es dejarlos crecer aunque cueste. El poner trabas para que esto suceda puede ser peor para el futuro desarrollo del adolescente.

No se trata de hacernos “amigos”, somos los adultos y eso no va a cambiar, pero es importante saber que ser adultos también implica habilitar y no perder nunca los canales de comunicación para que nuestros adolescentes crezcan saludablemente.

Nuestra Fundación Niño de la Caridad es una organización sin fines de lucro dedicada a empoderar y mejorar la calidad de vida de los jóvenes del Bronx. Si estás interesado en ayudar a esta noble causa te invitamos a seguirnos en Instagram como @ninodelacaridadfoundation y si lo deseas puedes donar AQUÍ.

Esperamos que te haya gustado este artículo sobre: ​​El Papel de la Amistad en La Adolescencia. Te esperamos en Instagram y Facebook y de visita por nuestro sitio web donde encontrarás más detalles sobre nuestros programas.[:]

Copyright © 2016 Nino de la Caridad Foundation

Subscribe to our mailing list

* indicates required
close-link